Quieren dar legalidad de su propiedad a ejidatarios

42

Jorge Maldonado Díaz

Monterrey.- Debido a que habitantes del municipio de Hidalgo, Nuevo León, carecen de escrituras de sus predios ejidales y, por consiguiente, viven en la indefensión, subdesarrollo y pobreza extrema, el PRD propuso al Congreso local instale una Mesa de Diálogo en la cual se resuelva, de una vez por todas, la inseguridad patrimonial de los afectados.

El consejero nacional del PRD, Aníbal Garza dijo que la petición iba dirigida a la Comisión de Desarrollo Social y Derechos Humanos presidida por Luis Donaldo Colosio.

En el documento que entrego en la Oficialía de Partes de la Legislatura estableció que nadie ha mostrado capacidad ni sensibilidad para atender en audiencia a los vecinos.

A pesar de que ya han realizado gestiones, previamente formuladas al gobernador del Estado.

Garza alertó que el Congreso otorgó recursos presupuestales al ayuntamiento de Hidalgo donde la Presidencia Municipal no cuenta con el Plan Municipal de Desarrollo, lo cual debe ser investigado por el Poder Legislativo.

“En el pasado, el entonces diputado local, también del partido Movimiento Ciudadano, Samuel García –actual senador- obstruyó la posibilidad de regularizar los predios de las familias”.

“El ahora senador dio “línea” y ordenó al anterior alcalde de Hidalgo para que no estampara su firma al proceso de regularización”.

Garza consideró que Samuel García procedió de manera corrupta, toda vez que ya estaba todo listo para beneficiar social y jurídicamente a los hidalguenses.

Añadió que el ahora senador conoce la situación de Hidalgo y sin embargo nunca se atrevió a ayudar a solucionar los problemas de los vecinos, y se limitó a andar “rapelando” en las montañas que hay en el municipio.

“Son actores políticos que, por intereses no esclarecidos, se oponen a beneficiar a los 25 mil habitantes de Hidalgo”, sentenció Aníbal Garza al abundar que las familias están en un latente riesgo de ser despojadas de sus tierras al no contar con las escrituras, y se entreguen a grandes especuladores.